Semanario ALTERNATIVAS

Ir a portada
Costos

COSTO DE LA SEQUÍA

12.800 puestos de trabajo y 868 millones de dólares

UNA CONFERENCIA de prensa realizada por la Asociación Rural del Uruguay (ARU) informó sobre los costos de la sequía que surgen del estudio que encomendaron a los ingenieros Juan Peyrou y Julio Preve, el mismo afirma que la sequía que asoló al país entre octubre de 2008 y febrero de 2009  significó con costo de US$ 868 millones en el sector primario y la desaparición de unos 12.800 puestos de trabajo en toda la economía.

Según se afirmó los datos no tuvieron en cuenta la mortandad de animales, intereses pagados por incumplimientos crediticios y las estrategias de mitigación del fenómeno, como alumbramiento de aguas y transporte.

El informe surge en momentos en que el país está afectado nuevamente por la sequía, sobre todo en la zonas centro y norte del país, en una situación que se muestra además particularmente difícil porque estamos en las puertas del invierno, y encuentra al país sin pasturas y sin recría. ?Manuel Lussich, presidente de la gremial que nuclea a los grandes productores,  sostuvo que un 75% de las pérdidas estuvo en el área de la producción ganadera de carne, un 11% en la agricultura, un 11% en la lechería y un 3% en la citricultura, afirmando que el dato que se tomó en cuenta para la ganadería fue la pérdida de peso de los animales, no así la mortandad de los animales.

Asimismo afirmó que el estudio es un aporte poder discutir “medidas a tomar, pero no piensa pedir nada a cambio por ello”.

Las gremiales del agro y los productores a nivel individual han sido particularmente críticos con el gobierno, especialmente con las autoridades del Ministerio de Ganadería, Agricultura y Pesca, así como del Sistema Nacional de Emergencia, quienes dijeron que la gravedad de la sequía no era tan importante como planteaban los productores, y recién en el mes de febrero, se reconoció realmente la situación pero ya era tarde para poder revertir la situación tal como lo reconoció el subsecretario del Ministerio de Ganadería en declaraciones posteriores.

Hoy la situación se repite y el Poder Ejecutivo no toma las previsiones del caso, se mantiene con medidas paliativas que no van más allá.

Es más la situación,  obedece a la mala gestión que el gobierno progresista realizó durante estos cuatro años, sobre todo a nivel del MGAP en manos del ex Ministro y del actual Ministro Agazzi, llegándose incluso a exportar fardos de forraje en vez de estoquearlos para cuando hiciera falta, como lo denuncia el demógrafo Guillermo Macción en esta edición de la Juventud